El expresidente estadounidense y precandidato republicano Donald Trump fracasó este miércoles en su tercer intento de retrasar el juicio penal en Nueva York previsto para este lunes 15 de abril y relacionado con los presuntos pagos irregulares a la actriz porno Stormy Daniels en su campaña electoral en 2016.

La defensa de Trump pidió esta mañana en un tribunal de apelaciones de Nueva York que se retrasara el proceso usando una herramienta legal conocida como «artículo 78», que permite a los litigantes solicitar asistencia por lo que consideren acciones ilegales gubernamentales, recoge NBC News.

Los documentos de la solicitud son confidenciales, pero según los medios pedían ese retraso mientras se analizan varios dictámenes del juez que presidirá el juicio, Juan Merchan, a quien Trump ha denunciado por un supuesto conflicto de interés por el trabajo de su hija, relacionado con la política.

La jueza de apelaciones Ellen Gesmer tardó una media hora en contestar con una negativa, pero un panel de jueces escuchará más adelante los argumentos de los abogados.

Desde que comenzó la semana, este es el tercer intento infructuoso de Trump para retrasar el proceso; anteriormente ha argumentado que no afronta un juicio justo debido a la cobertura mediática negativa y que la «orden mordaza» que limita sus comentarios públicos es inconstitucional.

Se espera que diferentes paneles de jueces de apelaciones atiendan más adelante también sus solicitudes para cambiar de tribunal, evitando así Manhattan, y modificar la «orden mordaza» que impide a Trump hablar sobre los implicados en el juicio o sobre los familiares del fiscal y el juez.