Santo Domingo.- En un ambiente de fraternidad y alegría, la Sala Amiga de la Familia Lactante del Ministerio de Salud Pública (MSP) ofreció una charla, con el objetivo de reiterar la importancia y los beneficios de la lactancia tanto para las madres como para sus bebés.

El encuentro estuvo dirigido a las madres lactantes y mujeres embarazadas que laboran en la sede central del organismo de Salud, donde la doctora Marina Castellanos, encargada de la División de Seguridad y Salud en el trabajo, ofreció la bienvenida destacando que la preparación para la lactancia inicia desde el embarazo y desde esa división se busca captar que las colaboradoras tengan conocimiento y puedan continuar con este gesto de amor hacia sus pequeños aun cuando se integren a sus labores.

“Por eso contamos con esta sala, para motivarlas y que tengan conocimiento de lo importante que es para ustedes y principalmente para sus pequeños no obviar la lactancia, sino que esta sea de manera exclusiva y prolongada hasta los dos años o más. Por medio de la Sala de Lactancia les damos seguimiento, porque queremos garantizar que esa producción de leche no disminuya por causas laborales, sino que cuenten con un espacio donde puedan guardar un poquito de amor para llevar a casa”, resaltó.

En tanto que la doctora Martha Nina, coordinadora Programa Nacional de Lactancia Materna, trató con las usuarias temas como: Importancia de la lactancia desde el nacimiento, Mitos de la lactancia, Componentes y beneficios de la leche materna, Lactancia materna exclusiva, Alimentación complementaria a partir de los 6 meses y Lactancia materna prolongada.

La doctora Nina habló sobre la hermosa conexión que se crea entre la madre y el bebé por medio de la lactancia. “Este es un acto de amor que fortalece los lazos que inician en el embarazo. La leche materna nutre de la mejor manera al lactante y trae beneficios tan importantes como la prevención del cáncer en la madre; es por esto que desde este Ministerio impulsamos que cada día sean más los niños que puedan aprovechar la lactancia”.

Expuso sobre estudios donde se demuestra que los niños lactados por sus madres de manera exclusiva y prolongada han desarrollado un coeficiente intelectual más alto y en su adultez llegan a ser personas más independientes.

Al hablar sobre la alimentación complementaria precisó que es necesario que se inicie este proceso cumplidos los seis meses de edad del bebé, introduciendo alimentos como frutas, vegetales, carnes, cereales y otros, pero evitando la ingesta de alimentos procesados, con exceso de sodio, azúcares, sal y grasas saturadas.

Al desarrollar estos temas la doctora Martha Nina pidió a las usuarias de la Sala Amiga de la Familia Lactante continuar con este valioso esfuerzo que se traduce en bienestar y salud para madres y sus vástagos, además de que representa un importante ahorro económico para las familias.

En otro orden, destacó que la apertura en el país de varias Salas Amigas de la Familia Lactante es una iniciativa sumada a los esfuerzos que viene desarrollando el Ministerio de Salud Pública en coordinación con varias instituciones afines y por medio de campañas de promoción desde los hospitales, así como Centros de Atención Primaria. Así se ha logrado aumentar los indicadores de lactancia materna que hace cuatro años se encontraban por debajo del 8 %.

“El porcentaje de lactancia materna exclusiva hasta los seis meses ya se encuentra por encima del 19 %, y por ello desde el Ministerio continúan trabajando para que las madres no ofrezcan leche de fórmula a sus bebés, sino leche materna, que contiene todos los requerimientos necesarios para los niños”, señaló.